Ventajas de pintar la piscina

Pexels

Pexels

La mejor tarde de verano es, sin duda, aquella en la que nos pasamos un buen rato dentro del agua de la piscina y no salimos a no ser que nos tienten con un delicioso helado. Para los afortunados que cuentan con una en casa y pueden disfrutar de momentos así ha llegado el momento de prepararla.

Una forma de dejarla bonita para este verano pasa por darle varias manos de pintura. A diferencia del gresite, la pintura resulta un revestimiento para piscinas mucho más económico y tiene como principal ventaja el hecho de que con ella evitamos la formación de hongos y bacterias indeseables.

Asimismo, una piscina revestida de pintura es mucho más fácil de limpiar y gracias a la variedad de tonos que existen podemos siempre sorprender a nuestras visitas.

A la hora de pintar la piscina conviene emplear un pincel y un rodillo de lana, de pelo mediano y largo y habrá que aplicar dos capas de pintura diluidas. Una vez finalizada la primera capa, debemos esperar que se seque, como mínimo, unas seis horas, y no llenarla de agua hasta que no haya pasado una semana.

Por último, te recordamos que si andas buscando pintura para piscinas, visita nuestra tienda. Encontrarás la pintura que deseas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>