Tipos de pintura

Las pinturas están compuestas principalmente de un aglutinante, un pigmento y un diluyente (disolvente). El aglutinante es el “pegamento”, que une las partículas y le da la resistencia a la pintura. El diluyente es el que le da la textura para poderla aplicarla y la mantiene líquida. Y el pigmento le da el color.

Básicamente hay 2 grandes grupos de pinturas, al disolvente y al agua. La pintura al disolvente necesita un diluyente específico, que puede cambiar según el tipo de pintura. La pintura al agua, también conocida como acrílica, se diluye con agua, por lo que es muy fácil su uso y limpieza, además de que sus vapores son menos tóxicos.

Características de cada tipo de pintura

Pintura plástica: es la pintura que solemos usar para pintar los interiores de nuestro hogar, son pinturas acrílicas, por tanto usan agua como diluyente. Su mejor característica es la cantidad de colores y la rapidez de secado. Usa como aglutinante resinas acrílicas que una vez secas le dan una gran resistencia al roce y la humedad.

Pintura al temple: es una pintura de base acuosa y usa como pigmento el yeso o sulfato de calcio. Está más indicada para interiores y paredes con poco desgaste.

Esmalte sintético: son pinturas al aceite y su diluyente es aguarrás o disolvente universal. Son pinturas muy aptas para superficies exteriores y su aplicación más habitual es sobre metales o madera. Algunas superficies precisan de un tratamiento previo para que agarre bien una vez seca. Suelen tener un acabado brillante, pero también las tenemos disponibles en acabado satinado (menos brillo) y mate.

Pintura cloro-caucho: son pinturas al disolvente y usan uno específico para pinturas cloradas. Son pinturas más elásticas y con gran capacidad para impermeabilizar superficies, es por eso que suele usarse en suelos de garajes y sobre todo en piscinas de obra.

Pintura epoxi: es también una pintura al disolvente y, al igual que la pintura cloro-caucho, precisa de un disolvente específico para epoxi. Su  mejor virtud es la dureza, ya que suele venir en 2 botes que mezclaremos al usarla, uno es la resina epoxi y el otro el endurecedor. Se usa principalmente en suelos de garaje con tránsito pesado, sobre suelos de hormigón y cemento. Aunque aguanta bien estar a la intemperie, con los rayos ultravioletas tiende a decolorarse.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>